biomasa

Biomasa

La biomasa es el conjunto de materia orgánica, tanto de origen vegetal como animal, donde se incluyen aquellos materiales procedentes de su transformación natural o artificial. Ejemplos de biomasa son madera, productos derivados de cultivo, estiércol de animales, virutas o pellet  entre otros. La biomasa es una de las tecnologías de mayor desarrollo en España en los últimos años ya que ofrece unos niveles de calidad y economía superiores con mucho al gasoil.

La biomasa tiene carácter de energía renovable ya que su contenido energético procede en última instancia de la energía solar fijada por los vegetales en el proceso fotosintético. Esta energía se libera al romper los enlaces de los compuestos orgánicos en el proceso de combustión, dando como productos finales dióxido de carbono y agua. Por esta razón, los productos procedentes de la biomasa que se utilizan para fines energéticos de denominan biocombustibles, pudiendo ser, según su estado físico biocombustibles sólidos (los que son utilizados básicamente para fines térmicos y eléctricos) y líquidos (biocarburantes para automoción).

Calderas de Biomasa

 Las calderas de biomasa han ido evolucionando a lo largo de la historia de tal forma que en la actualidad disponen de alimentación automatizada de combustible y arranque automático. Todo esto supone una notable aportación a la reducción del efecto invernadero y una gran mejora de la economía que alcanza en muchos casos un ahorro de hasta el 70 % frente a los combustibles fósiles y, que si a su vez se combina con sistemas de placas solares térmicas y suelo radiante el gasto en su factura por calefacción será aún menor.

El combustible: Los Pellets

Los residuos biomásicos de origen forestal se pueden utilizar para usos energéticos, produciendo una gama diversa de productos tales como biogás, leña, chips, pellets y briquetas. La búsqueda de recursos energéticos que reemplacen al petróleo es objeto de grandes inversiones en el mundo desarrollado. La fabricación de pellets de madera es una de las alternativas que está siendo promovida en Europa. Los buenos precios internacionales del producto invitan a su expansión y desarrollo como alternativa sostenible frente a formatos más tradicionales y dañinos para el medioambiente.

Los pellets son cilindros pequeños que se preparan mediante prensas de granulación, semejantes a las utilizadas para la fabricación de los piensos compuestos, La compactación se consigue de forma natural o mediante la adición de elementos químicos que no contengan elementos contaminantes durante la combustión. Es un producto muy manejable que puede servir para automatizar instalaciones de pequeño o mediano tamaño.

Ensolnor y su apuesta por la biomasa

En Ensolnor las calderas y estufas que utilizamos en nuestras instalaciones son totalmente ecológicas ya que emplean como combustible los pellets. A esto hay que sumarle que las cenizas que generan son mínimas y, al ser provenientes de pellets, pueden ser utilizadas como abono para la huerta o jardín.

Las líneas de actuación de nuestra empresa en el marco de la biomasa son el de la calefacción y producción de agua caliente sanitaria, tanto para usos particulares como a nivel empresarial.

Con lo que se ahorrará al año y las ayudas que existen para la instalación de estas calderas, el periodo de amortización será muy rápido, aproximadamente en 4 ó 5 años habrá recuperado su inversión.

En Ensolnor podemos realizar un estudio sin compromiso y detallado de sus necesidades, así como presupuestarle la caldera que mejor se adapte a su vivienda y si lo desea, le gestionamos la tramitación de la subvención.